Usted está aquí

Alejandro Salvo: "Creo que mi vida estaba predestinada a convivir con el café" | FórumCafé

29/04/2019

Categoría: 

Alejandro Salvo: "Creo que mi vida estaba predestinada a convivir con el café"
¿Cómo empezó en el mundo del café? ¿Cuál ha sido su trayectoria en estos años?
 
Creo que mi vida estaba predestinada a convivir con el café. El café vino a mí de forma casual a través de un amigo. Empecé con Cafés La Estrella en el año 1979 y estuve distribuyendo esta marca hasta el año 1988. Luego cambié de marca y me fui a Cafés Marcilla hasta 1992, año en el que fundé y registré Cafés A&S.

¿Cómo se encontró el sector en ese momento? ¿Cree que la evolución posterior ha sido positiva?
 
Bueno, cuando yo empecé en el mercado del café: La CAT (Comisaría de Abastecimientos y Transporte), donde controlaba el mercado del café en España y mantenía también un sistema de precios máximos autorizados para cada uno de los tipos de café.
 
El 1 de Marzo de 1980 se liberalizó el mercado del café en España y a partir de ahí se autorizaron las mezclas, se autorizó el café molido, y, sobre todo, el mercado se diversificó en dos sectores principales: alimentación y hostelería.
 
Actualmente, con el nacimiento ya hace años del sector del Vending, y últimamente la aparición del café en cápsulas, el mercado en general ha cambiado mucho, pero para bien. El nuevo consumidor es una persona joven, que ya empieza a seleccionar orígenes y calidades y creo que el futuro del mercado del café va a ir por ahí.

¿El café está en España donde debe estar?
 
No. Quizás, mi sinceridad me obliga a contestarle lo que pienso, y tal vez eso no guste mucho al mundo del café español. Venimos de un tiempo en que lo único que ha importado en el mundo del café, mayoritariamente, ha sido el precio; y eso aún perdura hoy. Sin embargo, creo que un nuevo amanecer está llegando, y en esto el Fórum Cultural del Café esta siendo un faro que está yendo por delante, mostrando el camino para conocer mejor esta bebida tan maravillosa,  formando baristas profesionales, divulgando la cultura y la educación de este producto tan generoso.  
 
Usted ha sido uno de los impulsores de la formación en café en las escuelas de hostelería de Aragón. Durante años ha ofrecido los programas de formación de Fórum Café en múltiples escuelas de su Comunidad. ¿Cómo valora la repercusión de este trabajo en la calle? ¿La hostelería está ya preparada para asumir a personal especializado como son los baristas?
 
Efectivamente, en el año 2007 comencé mi cruzada personal para devolver al café lo que éste me había dado, y desde entonces puede decirse que estoy dedicando una parte de mi tiempo y de mi vida a la formación. Primero, mi labor se centró en las Escuelas de Hostelería y mis Clientes, a la vez que colaboraba con mi labor como Juez del Fórum y la organización de los Campeonatos de Baristas de Aragón. 
 
Desde hace cinco ya solo me dedico a mis clientes; colaboro con catas charlas, conferencias, radio, etc. Los establecimientos donde hay un barista, el concepto del café se valora muy positivamente, se crea una buena imagen, cogen fama, y las ventas de café suben, y eso es negocio para esos establecimientos. 
 
Sobre su segunda pregunta, debo decirle que si, de hecho, nuestros baristas están muy solicitados y en estos momentos, tenemos algunos trabajando en el extranjero, otros por otras capitales españolas, fuera de Zaragoza. Aunque la mayoría residen en Aragón. La vida de estos profesionales cambió gracias a la labor de formación de Cafés A&S. 

Otro de sus trabajos destacados ha sido la puesta en antena del primer espacio radiofónico dedicado al mundo del café. ¿Qué se lleva de este programa?
 
Fue una experiencia maravillosa. Lo realmente cierto, es que este proyecto pudo realizarse gracias al trabajo de la gran periodista Mayte Salvador Tolón y a personas que colaboraron, como Vicente Castillo Gómez, Hugo Giambanco de Ena, José Antonio Cortés Pérez, Eliseo Javier Asso Samper, Gerardo Cabrejas Negre, y otros muchos más que hicieron posible que el café entrase a través de las ondas en las casas, en los talleres, en los taxis, etc. por todos los rincones. Era un programa abierto, donde los oyentes podían participar. Fue tan popular, que la gente en la calle me reconocía simplemente por la voz; no me ponían cara, pero reconocían mi voz por el programa de café. Estuvimos en antena cinco años con este programa; tuvimos que dejarlo porque Mayte, el alma del programa dejo esa emisora, y yo recaí de mi enfermedad y me tuvieron que ingresar en una clínica por un tiempo. No obstante, actualmente, seguimos participando en el programa de radio “La Vida en  Aragón” de Es-Radio, que dirige y presenta Mayte Salvador, con entrevistas a personas relacionadas con el mundo del Café. En este programa también se emite diariamente una “Píldora de Café” que es un comentario de un minuto aproximadamente sobre conocimientos y cultura de café.

En múltiples de sus iniciativas relacionadas con el café, este producto ha sido abordado de forma transversal, evaluando aspectos que tienen que ver con su cultivo, preparación y degustación pero, también, con aspectos relacionados con la salud, el deporte, incluso con las artes escénicas. ¿Qué fruto ha obtenido de esta estrategia?
 
Para mí, el café es un producto tan importante en nuestra vida diaria, que considero que es necesario comunicar y hacer participar a todos los que lo amamos. Por ello, en los programas, conferencias y charlas, he invitado a médicos, nutricionistas, deportistas, actores, periodistas, etc., que nos han contado sus experiencias alrededor de una taza de café. Esto me ha permitido disfrutar y conocer lo importante que el café era para ellos, y la importancia de los momentos que vivieron junto a una humeante taza de café.  

Durante sus años en activo en el mundo del café ha mantenido una relación estrecha con productores de algunos países. ¿Qué sinergias cree que hacen falta reforzar, si así lo cree, para que esta relación revierta en positivo para el sector español del café?
 
Gracias a mi relación personal y profesional con Fernando Moreno Abaurrea, propietario de Cafés Plaza del Castillo, (gran amigo mío, desgraciadamente ya fallecido), pudimos hacer juntos muchos y grandes viajes por los países productores de café. Conocimos muchos cafés y algunos orígenes o fincas de cafés exquisitos, con los que mantuvimos una relación muy estrecha durante varios años. Llegamos a tener hasta 22 orígenes de café diferentes de los tres continentes. Creo que este tipo de compra de café seleccionado es el que va a diferenciar de forma muy positiva, sobre todo en la hostelería, al sector español del café. Baristas profesionales y “cafés gourmet” o “cafés de finca” juntos, son el futuro cada día más, de los consumidores españoles.  
 
¿Qué es lo que jamás se hubiera imaginado que podría darle el café?
 
Desde niño tuve una predicción por el café. En los años cincuenta del siglo pasado, mi abuela me hacía moler todos los días el café del desayuno en un molinillo de mano de aquellos años. El aroma de aquellos granos tostados de café me cautivaron y dejaron una huella imborrable para mí, que marcaron mi futuro para siempre. El café me lo ha dado todo, por eso siempre estaré en deuda con este producto.
 
Conociendo su carácter, pocos pensaran que realmente Alejandro Salvo se jubila y se retira del todo... ¿Qué proyectos tiene en mente? 
 
Pues sí, creo que nunca me retiraré del todo del mundo del café, pero si cambiará un poco mi vida, pues pienso disfrutar la vida de otra manera más tranquila con mi esposa, mis hijos, mis nietos y mis amigos.